El Heberprot-P se consolida en Camagüey

Posted on Posted in Sin categoría
Compartir/ShareShare on FacebookTweet about this on Twitter

CAMAGÜEY.- Positivos resultados arroja hasta la fecha en esta ciudad, el Proyecto científico técnico de evaluación del impacto social de la aplicación del Heberprot-P en pacientes con úlceras del pie diabético, iniciativa que se desarrollará hasta diciembre del próximo año.

La Máster Irma Falcón Fariñas, comentó que el proceso de las encuestas y entrevistas comenzó en enero de 2015 y hasta el momento se ha trabajado en varios policlínicos del municipio cabecera, y particularmente en consultas de angiología donde se aplica el medicamento.

El alto rigor científico y sensibilidad por parte del personal son los principales aspectos que destacan los entrevistados, lo cual contribuye a que este programa llegue a la base con calidad, aseguró la profesora del Centro de Desarrollo para las Ciencias Sociales y Humanísticas en Salud en la provincia.

La especialista se refirió también a que esas encuestas han permitido determinar la necesidad de incrementar los esfuerzos en la labor de dispensarización que realizan los médicos de la familia, o sea, su accionar preventivo y de captación a tiempo del padecimiento.

Respecto a la capacitación del personal médico y de enfermería implicado en la aplicación del medicamento, Falcón Fariñas explicó que en Camagüey, entre 2007 y 2010, se implementó un diplomado para el manejo de la enfermedad.

Dentro de los creadores de esa iniciativa, la especialista citó a la investigadora lugareña Odalis Escalante Padrón, profesora de la Universidad de Ciencias Médicas Carlos J. Finlay, de Camagüey, Especialista en segundo grado de angiología, además de un equipo integrado por otros doctores.

Cada miembro de ese colectivo con su accionar ha ayudado a que la aplicación del Heberprot-P se pueda desarrollar con calidad, y por ende generar y obtener las positivas opiniones de los pacientes encuestados.

La sala de angiología del Hospital Provincial Manuel Ascunse, y las consultas de esa especialidad en los policlínicos docentes Julio A. Mella y Tula Aguilera, en esta ciudad, han sido los sitios donde se ha implementado hasta la fecha el citado proyecto científico técnico.

Desde el año 2007 la aplicación de ese medicamento, a manera de terapia como un programa de extensión nacional, se utiliza en 458 unidades de salud pertenecientes a la atención primaria, secundaria y terciaria en todo el país, según datos del diario Granma en su versión digital.

El hecho de haberse extendido su uso a unos 290 mil pacientes en decenas de países, demuestra su eficacia en el tratamiento de la úlcera del pie diabético, basado en el factor de crecimiento humano recombinante, mediante infiltración intralesional directamente en el sitio de la herida.

Esos logros repercuten directamente en la disminución de las amputaciones de miembros, uno de los efectos más negativos de complicaciones producto de la diabetes mellitus.