El Día del Lunar. Prevención y Educación

Posted on Posted in Sin categoría
Compartir/ShareShare on FacebookTweet about this on Twitter

CAMAGÜEY.- Cada 4 de febrero puede ser su Día. No se trata de un dislate, sucede que esa es la fecha seleccionada por la Unión Internacional Contra el Cáncer, para poner atención a la enfermedad, mientras en Cuba y otras naciones se denomina el Día del Lunar, con vistas a la educación, prevención y detección temprana del cáncer de piel, que puede ser melanoma o no melanoma, como resultado de una elevada consecuencia de la sobreesposición al sol, aunque esta no es la única causa.

La fecha, devenida Campaña oportuna con el fin de diagnosticar de manera tempranalesiones pre-malignas o malignas cutáneas, hace que especialistas enDermatología realicen pesquisas en policlínicas, escuelas y centros de trabajo, donde ofrecen charlas educativas e intercambian inquietudes con los interesados, además, de ser atendidos todos aquellos que lo deseen.

Así ocurrió hoy en la fábrica de cerveza Tínima y la policlínica Joaquín de Agüero (Norte), ambos de Camagüey.

El Dr. José Luis Rodríguez Rojas, especialista en Dermatología, Máster en Medicina Bioenergética y Profesor Asistente, y jefe de ese servicio del hospital clínico quirúrgico Amalia Simoni, de esta ciudad, explicó a los trabajadores de la “Tínima” cuánta importancia tiene el revisar sus cuerpos y darse cuenta si sus lesiones cambian de color, sangran, pican, duelen, o simplemente les preocupe. Ante estos signos de alarma lo recomendado es acudir al médico.

La fecha seleccionada responde a que esta es una de las manifestaciones del cáncer de mayor incidencia y solo el diagnóstico en estadios tempranos permite la verdadera cura de la enfermedad, que como primera opción cuenta con la cirugía.

Además de las radiaciones ultravioletas o radiación UV, propician el cáncer cutáneo los factores ambientales, genéticos e inmulogógicos.

El Profesor Rodríguez expuso que entre los más frecuentes están el Carcinoma Basocelular, Espinocelular y el Melanoma, este último conocido como el más agresivo causante de la muerte de quienes lo padecen en un por ciento elevado a nivel mundial. Al responder interrogantes de varios trabajadores de la cervecería, que acoge a más de 700, Rodríguez Rojas recomendóevitar la exposición al sol en el horario de mayor intensidad de las radiaciones, o sea, de 10 de la mañana a cinco de la tarde, cubrirse con ropas adecuadas y de colores oscuros, utilizar gorras, sombreros, sombrillas de color oscuro; asimismo, destacó la importancia del empleo de protectores solares y consumir agua para evitar la deshidratación, y la inclusión de frutas y vegetales en la dieta.

Por supuesto, aseguró, ante cualquier lesión pigmentada como las relacionadas anteriormente, con bordes asimétricos, en lugares que rozan y hasta en las uñas resultan preocupantes.

Las doctoras Yadira Zayas Calás y Yunaisi Rojas Gutiérrez, especialista y residente en Dermatología, respectivamente, del “Amalia Simoni”, acompañaron al Profesor José Luis, y consultaron a poco más de 60 trabajadores de la fábrica cervecera. En la mayoría de los casos referían: “No tengo tiempo para asistir al médico”, “No puedo dejar de trabajar”, y otros no… que sin lugar a dudas cambiaron luego de ser revisados y entrevistados.

Todos salieron con recetas, turnos para uno u otro proceder, y convencidos de que la falta de interés no es la mejor opción ante las lesiones de la piel. Conocieron igual, que aparte de la alternativa quirúrgica, si fuera necesario, e incluso, si el resultado de la malignidad es inminente, hay otras alternativas que incluye el interferón intralesión, llamado HeberFERON y producido por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB) de la capital del país, con la salvedad de que no es para prevenir el cáncer de piel, sino para tratarlo al salir a la luz y pese a ser muy costoso es garantizado y aplicado en pacientes que no se puedan operar por diferentes motivos o que ya fueron intervenidos quirúrgicamente y presentan una recidiva, que es cuando vuelve a aparecer.